La sesión de fotos de preboda es para conocernos, perderle miedo a la cámara, pasar un buen rato y plasmar en recuerdos para toda la vida una etapa muy importante en vuestras vidas.

Si bien es más fácil de lo que parece, hay una serie de consejos que pueden ayudaros a sacarle el mayor partido a esta sesión para que os sintáis identificados con el resultado hoy, mañana, y dentro de 10 años.

01

sed vosotros mismos, esa es la clave

Parece obvio, pero a veces es difícil comprometerse de verdad con esto. Quiero que vuestras personalidades marquen el tono y el estado de ánimo de la sesión, no lo que creéis que debería ser una sesión.

¿Sois payasos? ¡Entonces haced el payaso!

¿Sois introvertidos? Entonces disfrutad de la tranquilidad de cada momento.

No actuéis como creéis que deberíais hacerlo, quiero hacer fotos de cómo sois en realidad, y esque la verdadera emoción está en el camino para llegar a "la pose".

02

elegid un entorno que os identifique

03

tomaros el día para vosotros

No vais a estar al 100%, ni vais a estar completamente a gusto al final de un día super estresante y lleno de problemas. ¡Así que tomároslo con calma! Desayunad juntos, daros un baño si os apetece y relajaos juntos haciendo algo que disfrutéis. De esta manera, cuando nos encontremos para la sesión estaréis llenos de amor y emoción el uno por el otro, en lugar de simplemente tener la actitud de tachar algo de la lista de tareas pendientes de la boda.

Cuando miréis las fotos queremos que recordéis ese gran día que pasasteis juntos.

04

abrazad la espontaneidad y el azar

05

Socorro, no se posar !

Perfecto. Yo tampoco, y no me espero para nada que lo hagáis. Mi objetivo es captar las emociones reales, las acciones, los gestos, las risas y los detalles que os hacen vosotros mismos.

De todas formas, durante la sesión os iré dando acciones, como por ejemplo abrazaros, corred hacia mí, batalla de cosquillas... cosas así. Realmente se tratan de excusas para que en el antes, durante y después de esas acciones, aparezcan vuestras risas y gestos reales que hicieron que os enamorarais el uno del otro. Yo lo llamo el arte de posar sin posar, y es que literalmente se trata de eso!

Cómo elegir la ropa para la sesión de fotos de preboda

¿ Más consejos ? aquí te dejo un post con consejos para que elegir la ropa sea de todo menos un dolor de cabeza

click aquí